Limpieza C.I.P. (Cleaning in place)

Sabemos que los procesos de Limpieza CIP (Cleaning-in-Place) son aquellos que tienen lugar en grandes depósitos difíciles de mover (pensemos en silo de almacenamiento de leche cruda, por ejemplo). De hecho, vienen provistos de una “boca de hombre” para que un operario se introduzca en su interior.

Con la limpieza CIP se conecta una bomba que impulsa agua, detergente (ácido o básico), desinfectante y agua según el protocolo de L+D establecido.

Pues bien, para saber que no han quedado restos de productos químicos en su interior y de tal manera que se ha realizado un correcto aclarado, se puede realizar una sencilla prueba de tomar una muestra del agua de aclarado y medir su pH con papel tornasol. Si no es neutro nos habrá quedado la superficie mal aclarada.

Si lo que deseamos es medir el nivel de desinfección en las superficies internas realizaremos controles microbiológicos de coliformes en el agua de aclarado final.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s